lunes, 10 de febrero de 2014

Interior pone en el punto de mira a 31 grupos a los que califica de “extrema izquierda”

El Ministerio de Interior sostiene que en España existen 31 grupos de "extrema izquierda"  y asegura que muchos de ellos son violentos. Desde 2006 el número de detenidos que la policía relaciona con estos grupos asciende a 1.374 personas.

Este estudio considera que hay tres grandes familias con presencia en todo el territorio nacional que, a su vez abarcan, diferentes grupos. Se trata del Movimiento Antifascista, el Movimiento Anticapitalista Red & Anarchist Skin Heads, conocido por las siglas RASH.

En España, siempre según la policía, el Movimiento Antifascista es el más numeroso y activo de los tres con un total de 19 grupos detectados. Destacan las comunidades autónomas de Castilla y León, en la que operarían cinco de estos colectivos, y la Comunidad Valenciana, donde las fuerzas de seguridad tienen constancia de la presencia de otros tres grupos de antifascistas.

Grupos regionales

En estos informes policiales se habla además de la existencia de otros nueve grupos de carácter regional. Entre ellos se encuentran las Bases Antifascistas o el Black Block en la Comunidad de Madrid.

El movimiento denominado Black Block (Bloque Negro) tiene su origen en Europa en la década de los 80 y proviene de una táctica empleada entonces en manifestaciones en las que sus participantes acudían ataviados con indumentaria negra para dificultar la labor de identificación de la policía. En muchos casos, según Interior, sus concentraciones finalizan con violencia contra los agentes o contra símbolos del sistema capitalista (instituciones oficiales, sucursales bancarias, multinacionales).

Resaca Castellana es otro de estos grupos focalizados únicamente en una provincia, concretamente en Burgos. Su nombre apareció en los informes elaborados por la Policía Nacional a raíz de los disturbios del mes pasado en el barrio de Gamonal. Se trata de un grupo creado en 1997 que se autodefine como antifascista y hooligan del equipo de fútbol de la ciudad. Mantiene relaciones con otros grupos ultras de fútbol de su misma ideología como Celtarras (Celta de Vigo), los Bukaneros (Rayo Vallecano de Madrid).

Otro colectivo que ha merecido la atención de las fuerzas de seguridad es la Regüelta Cantabriega, en Cantabria. Se trata de un grupo que utiliza el dialecto cantabru y que aboga por construir "una Cantabria ensumisa, no sexista, libri y socialista". Consideran que Cantabria es "una nacionalidad, un pueblo formado a través de la historia con peculiaridades culturales, etnográficas y lingüísticas".

Este estudio refleja la intensa actividad de estos grupos a través de Internet y se detalla la cifra de hasta un centenar de páginas webscensadas por los investigadores policiales. En estas páginas se difunden sus mensajes, ideología, actos y convocatorias. Muchas de ellas además incluyen enlaces a otros grupos de las mismas características.

126 detenciones en 2013

De los más de 1.300 arrestados en los últimos ocho años, 126 tenían menos de 18 años.

En ese mismo periodo se han instruido 687 diligencias policiales y se han realizado 32.654 identificaciones en actos vinculados a grupos violentos, si bien la Policía precisa que en este dato pueden figurar personas que hayan sido identificadas en varias ocasiones.

Por comunidades autónomas, la que registra un mayor número de arrestos es la Comunidad de Madrid, con 214; Castilla y León, con 190, Valencia, con 107 y Castilla La Mancha, con 54. El estudio no incluye datos sobre el País Vasco y Cataluña.

Durante la primera mitad de 2013 fueron detenidas 71 personas, de las cuales nueve eran menores de edad. Además se incoaron 38 diligencias policiales y se practicaron 3.322 identificaciones en actos supuestamente vinculados a grupos violentos. En cuento al número de detenidos por comunidades autónomas durante esos primeros meses del año destacan Valencia, Madrid y Castilla y León.

El segundo semestre dejó el saldo de 55 detenidos (cuatro de ellos menores de edad), 23 diligencias instruidas y 3.047 identificados. Madrid fue la comunidad autónoma que más detenidos registró, seguida de Castilla-La Mancha y Murcia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario