domingo, 17 de marzo de 2013

Giorgos Katidis, del AEK Atenas CF suspendido de por vida por celebrar un gol "a lo nazi"





Finalizaba un partido sin mayor trascendencia en la liga griega de fútbol. El AEK Atenas se enfrentaba al Veria FC e iban empatados hacia el final del encuentro. El gol de la victoria se consiguió en el minuto 84 mediante una combinación de pases tras los que el futbolista Giorgos Katidis, del AEK, acabó marcando. Y decidió celebrarlo, quitándose la camiseta y saludando a las gradas con el brazo derecho en alto y la palma de la mano extendida.
El club ateniense ganaba el partido, pero al internacional griego le ha salido cara su forma de celebrarlo.
Katidis ha sido excluido de por vida de la selección nacional por haber saludado con el brazo en alto al estilo hitleriano, según informó hoy la Federación Griega de Fútbol. "La acción del jugador de saludar a los espectadores al estilo de los nazis ofende gravemente a todas las víctimas de la barbarie nazi y lesiona de modo profundo el carácter pacífico y humano del fútbol", aseguran en el comunicado.
Katidis, de 20 años, se ha defendido de las acusaciones en Twitter. El jugador asegura que con ese gesto lo que estaba haciendo era dedicar el gol a otro futbolista que se encontraba en la tribuna. Asegura que le señalaba con la mano e invitaba a los espectadores a levantarse. Para él, asegura, el saludo nazi no significa nada.
Este próximo martes, el joven jugador tendrá que dar explicaciones a la directiva de su club, según informaron fuentes del equipo ateniense. El entrenador del equipo, el alemán Ewald Lienen, lo disculpa asegurando que el jugador no tiene ni idea de política.

No hay comentarios:

Publicar un comentario